Tips para disfrutar del mar con tu bebé

Ya estamos de vacaciones y el buen tiempo y el calor ya nos acompaña. A la hora de planificar las vacaciones siempre nos surgen dudas, ¿playa o montaña? Sabemos que el mar os tira a muchos así que desde el blog de La Cestita del Bebé vamos a daros unos pequeños consejos para disfrutar del mar con vuestros bebés.

Así que si en breve vas a disfrutar de las vacaciones, tendréis que pensar bien donde ir y todas las precauciones y productos de vital importancia para disfrutar del mar y la playa en compañía del bebé.

Tips con bebés para amantes del mar

Como comentamos sabemos que estamos en un país con muchas playas y de buena calidad y que somos muchos los que nos gusta disfrutar de ese especial baño en verano. Si tenemos un bebé podemos seguir disfrutando de nuestra pasión pero eso sí con más precauciones.

Tener un bebé no implica estar siempre metido en casa, se puede pasear y por supuesto pues ir unos días de escapa a la playa, y darnos unos baños de sol y agua que tanto nos agrada e incluso a ellos.

Eso sí, si con los bebés hay que tener una serie de precauciones y se debe planear mucho antes el viaje, sin más os dejamos los prácticos tips:

1.- Protectores solares que no lleven protección química, así evitaremos alergias, sino siempre podemos usar ropa ligera de composición orgánica.

2.-Con el calor sudamos mucho más y los bebés no son la excepción por lo tanto una buena hidratación en todo momento será primordial, tanto de agua como de leche.

3.- Lo puedes llevar con el bañador y los pañales especiales que existen para el baño y aguantan en el agua.

4.- Elegir horarios que no supongan una exposición al sol en las horas principales del día, por lo menos, debemos evitar el periodo comprendido entre las 12h de la mañana a las 17h de la tarde. Madrugar un poco nos irá bien o ir más tarde tras una recuperadora siesta y merienda.

5.- Nunca debemos perder de vista a los pequeñ@s, nuestra vigilancia es importantísima para evitar sustos.

6.- Podemos llevar una sombrilla donde el bebé puede estar jugando para evitar una sobreexposición al sol.

Estos son unos consejos básicos, pero os los dejamos más adelante con más profundidad.

Lo recomendable para ir a la playa, piscinas, es decir exposición al sol, es que el bebé tenga al menos más de 6 meses. Siempre protegido con crema solar, pero cuidado, la crema solar sólo se recomienda a partir del año o más, para evitar irritaciones y alergias. Lo mejor es estar bajo una sombrilla, toldo, toalla que lo protejan de la radiación directa. También es conveniente como hemos hablado en otros artículos protegerles los ojos con unas gafas específicas anti UV. Hay que tener en cuenta que la ropa que mejor absorbe el sudor y por tanto mayor comodidad da al bebé es la que está elaborada con algodón orgánico.

Así que a partir de 6 meses los bebés pueden darse baños evidentemente con la supervisión de un adulto, y siempre que a los pequeños no les dé miedo. Con esa edad será la primera vez que ven el mar y probablemente las olas y su inmensidad les puedan resultar chocante o dar miedo y coger una pataleta. Para llevar a cabo los baños sin protección por cremas, pueden hacerlo con bañador y camiseta y gorros, todo lo que interfiriera y ofrezca protección solar. Recordar que para los niños se necesitan protecciones muy altas de 50 al menos, por su fina piel y cada dos o tres horas volver a aplicar, ya que en los baños se pierden sus propiedades.

Con los juguetes en la arena. Habrá que tener especial cuidado y que siempre los juguetes lleven la etiqueta CE para que estén regulados en normativa de seguridad. Tener presente que los bebés pequeños se llevan todo a la boca y pueden comer arena, como bien os explicamos en otro artículo.

También debemos tener en cuenta que hay que evitar las horas centrales del día por su mayor calor y radiación, es decir entre las 11 y las 16 de la tarde. Ya que los bebés todavía no tienen bien desarrollado su sistema termorregulador y pueden sufrir un golpe de calor o deshidratarse. Así que cada cierto ratito ahí que ir dándole de beber para no perder toda el agua en forma de sudoración.

Con estos breves consejos y un poco de sentido común se pueden disfrutar del verano con total seguridad. Para ampliar la información que hemos expuesto os dejamos otros artículos en los que ya hemos tratado diferentes consejos aquí ofrecidos con mayor detalle.

Para acabar como siempre os recordamos que seguimos trabajando en nuestra web para incorporar más regalos, muchos de ellos no los tenemos dados de alta, así que si quieres cualquiera de nuestras Ideas de Canastillas bordadas o nuestras originales tarta de pañales confeccionadas para nacimiento y baby shower no tienes más ponerte en contacto con nosotros por chat, mail o teléfono y WhatsApp en el 693 360 614 y os ayudaremos! Cuidaros  muchos, disfrutar del verano y nos leemos en la próxima!

Si te ha gustado compártelo
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *