Para esas supermamás

Estás embarazada, respira hondo, empieza una nueva etapa de tu vida, una de las más importantes, sino la más importante. En esta etapa es normal que te surjan muchas dudas, sobretodo si se trata del primero, pero no te preocupes es normal tener estas dudas y temores. ¿Estaré a la altura? ¿Que hacer cuando lloré? ¿Cómo nos las vamos a arreglar? Es normal tener es dudas, pero como todo, tranquilidad, lo primero es llevar bien el embarazo.

 

Una vez el embarazo vaya todo correcto y llegué la hora de recibir al nuevo de la familia, hay que tener presente que va a ser una gran alegría, pero también va a necesitar un gran esfuerzo en tiempo y dinero por parte de la familia. Además pronto nos daremos cuenta de que ya no tenemos el control sobre los horarios, horas de sueño, lactancia, etc., para todo esto paciencia y adaptarnos, no intentes ser perfecta y tenerlo todo controlado, simplemente dejate llevar, el bebé te marcará las pautas, y los papás tendrán que tener las previsiones de las necesidades y poco más.

Conforme vayan pasando los días notarás el cansancio y lo duro que es criar a tu bebé, lo que debes hacer es dejar miedos, frustraciones y ansiedad por querer hacerlo bien y siemplemente reaccionar respondiendo a las necesidades del pequeño. Los primeros días y meses serán muchas, pero poco a poco con el paso del tiempo se podrán ir adquieriendo ciertos hábitos que el peque irá acostumbrandose según su personalidad, necesidades y ritmo de vida que llevéis.

Para terminar como consejo, preocuparse es normal, pero sin llegar a agobiarse, si tu lloras cuando el llora no le haces ningún bien, simplemente es comprobar si se ha hecho sus necesidades, algún dolor o si tiene hambre. También es normal que cuando se es primerizo se vaya mucho a urgencias por cualquier duda o problema, pero es lo normal y aconsejable. Un consejo muy bueno es descansar todo lo que podáis, lo vais a necesitar y alimentaros bien, es algo que uno se deja con el cansancio y el agobio. Además siempre os pueden echar una mano un abuelo o un familiar si lleváis mucha carga. Tu retoño te necesitará toda la vida, tenlo presente, tú eres su madre y tienes la capacidad para hacerlo bien, no te preocupes y que no te quepa ninguna duda.

Desde la cestita del bebé os deseamos lo mejor y suerte en esta nueva etapa de la vida y si necesitais un regalo bebe original no dudéis en visitarnos.

Si te ha gustado compártelo
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *