La primavera y las alergias

El tiempo pasa y poco a poco vamos dejando atrás el invierno, somos conscientes que aún queda, pero como nos gusta adelantarnos y ver como la luz inunde todo de nuevo en primavera.

Niño disfrutando de la primavera

Seguimos con la nueva normalidad del COVID y las restricciones para salir, ya el año pasado estábamos en la misma situación, la que llevo a reducir la contaminación y que junto al uso de mascarilla han hecho que se reduzca al número de alergias primaverales.

Desde el blog de lacestitadelbebe.es siempre intentamos dar consejos prácticos con al de antelación para que puedan ser puestos en práctica ya mismo. Así vuestros peques y vosotros podréis estar prevenidos contra las alergias.

Así pues este atípico invierno, parece que los cambios de temperatura derivados del cambio climático, van dándonos una de cal y otra de arena, igual hace mucho frío unos días que otros parece que estamos en primavera.

Estos cambios hacen que muchos bebés y niños se puedan resfriar, proliferen los virus, pero la situación está siendo diferente. Con el uso de la mascarilla, medidas de higiene y confinamiento, este año la gripe ha pasado a un segundo plano junto a los resfriados.

 Para muchos papás y mamás la llegada de la ansiada primavera que nos lleva a un tiempo más suave y agradable, pero que también conlleva daños colaterales como las alergias. De esta forma los progenitores tendrán que realizar numerosos peregrinajes a la consulta del médico y pediatra y por su puesto de las farmacias.

Como hemos comentado anteriormente con el cambio climático y más niveles de contaminación ayudan a que cada vez más niños y bebés padezcan alergias que se verán intensificadas en primavera. Así que para detectarlas eficazmente y dar un tratamiento lo mejor es acudir al pediatra alergólogo, que será el especialista que nos dará la solución al problema.

Con la primavera llegan las alergias

Por normal general se define como alergia a una reacción de nuestro organismo en modo de defensa contra sustancias extrañas, normalmente de origen externo y que llegan a través de la boca, nariz, por la piel o incluso incrustadas o clavadas. El organismo detecta estas sustancias consideradas extrañas y por lo tanto dañinas, y su misión es neutralizarlas a toda costa mediante el sistema inmune.

Este proceso en una persona normal no suele provocar apenas alteraciones, pero cuando se trata de personas, niños o bebés la reacción es mucho más violenta y exagerada. Tanto es así que la propia respuesta del cuerpo suele ser más nociva que la sustancia exterior. En caso de la primavera las principales causas de alergias suelen ser el polen de las plantas, entre las más comunes son el olivo, el ciprés, gramíneas, plátanos, etc.


El aumento o no de la alergia primaveral

Bueno como hemos comentado el cambio climático está detrás de este proceso, ya que las elevadas temperaturas, siendo las medias anuales más altas que en épocas anteriores, dan lugar y favorecen a que el proceso de polinización sea más intenso y además largo. Esta información está avalada por estudios de una prestigiosa asociación encargada del tema, que no es otra que la SEICAP (Asociación Española de Inmunología Clínica, Alergología y Asma Pediátrica).

Otra de las causas es claramente los aumentos en los índices de polución en el ambiente, ya que las ciudades cada vez están más saturadas. Las emisiones provocadas por los coches, industrias y nuestro actual estilo de vida tan consumista agravan este problema. Con las estadísticas en la mano, cabe reseñar que uno de cada cinco niños con edades comprendidas de entre 12 a 15 años ha sufrido o sufrirá de este tipo de alergia, más o menos un 20% de ese grupo de niños. Pero lo más significativo es que estos tipos de alergia se dan en niños de tan sólo 3 años también.

Esto sería lo normal si no estuviésemos conviviendo con el COVID. Ya que de esta manera se ha reducido la polución y otros virus, y que junto al uso de mascarilla parece que son mano de santo contra las alergias.

Los peores meses

Hasta hace unos años, la peor época era la primavera propiamente dicha, el periodo  que va desde finales de marzo, pero como hemos comentado gracias al cambio climático que estamos sufriendo y mayores temperaturas medias todo el año, las épocas de polinización empiezan antes y se alargan. Así que ahora los expertos aconsejan extremar las precauciones ya en Febrero y durante el periodo comprendido hasta Junio.

 Los principales síntomas

Este conjuntos de alteraciones de suelen ser de carácter respiratorio, nervioso o eruptivos, así los síntomas más habituales son la rinitis, la conjuntivitis y el asma. Así que como padres y madres es nuestro deber prestar atención frente picores de garganta, de ojos, nariz, estornudos excesivos, secreción nasal junto a obstrucción y también bronquial al que tampoco suele faltar el lagrimeo e incluso las erupciones cutáneas.

Se debe prestar atención porque inicialmente siempre suelen confundirse con el catarro o resfriado de la época, pero debemos fijarnos bien en los síntomas y frente a cualquier duda acudir al centro médico.

Tratamientos y remedios

El mejor remedio sería para aquellas personas que tengan tendencia a sufrir de alergias, sobre todo niños y bebés pasa por evitar contacto y cercanía con flores y árboles en periodo de polinización.

Pero como hemos comentado esto cada vez es más difícil al alargarse este proceso junto a la polución exterior, así hay dos tipos de tratamientos, los llamados preventivos y los de rescate.

Así que una vez detectada la alergia y el o los alérgenos que la causan, lo más importante es empezar cuanto antes con los tratamientos preventivos que mejoraran la calidad de vida del afectado. El especialista será quién decidirá. En los casos más radicales se suelen recetar corticoides para atenuar las alteraciones, en casos más graves existen las vacunas destinadas para este fin. Son un tratamiento de vacunas en el tiempo a las que se van administrando cada vez dosis mayores del alérgeno causante para mitigar sus efectos de forma natural.

Prevención de las alergias

La verdad es que es bastante complicado escapar a los efectos de polen y la polución que llenan la mayor parte del aire. De todas formas vamos a dejaros unas formas lógicas que podrían ayudar a mitigar los efectos:

Se debe sortear y alejarnos de las zonas expuestas a vegetación, como parques, jardines y campos, es decir, mejor destinos de playa y urbanita, sin ser una ciudad muy grande, pero sobre todo entre los meses de Febrero y Junio inclusive.

Las actividades al aire libre pueden implicar riesgos si hace viento y además son soleados y muy secos, pueden propiciar las alergias.

Al viajar en coche y transporte siempre con las ventanillas subidas y filtro anti polen que ya llevan de serie la mayor parte de vehículos.

Llevar siempre encima los inhaladores en caso de tener asma como los broncodilatadores y los antihistamínicos.

En caso de tener que hacer actividades estas fechas al aire libre lo más recomendable es mirar los niveles de polución y polen en el ambiente que nos ofrece cualquier portal de internet del tiempo con un día de antelación.

Esperamos que con estas medidas y con el sentido común esta temporada pueda ser más llevadera para los niños y bebés que tanto les gusta jugar en la calle. Así estaremos siempre prevenidos y frente a cualquier eventualidad y síntomas lo mejor será acudir a la consulta del pediatra.

Para acabar y que no es de alergia nuestros regalos de nacimiento BIO se elaboran con las mejores marcas del mercado con productos BIO comprobados. De esta forma, podrás comprar tu canastilla para bebé orgánica con total seguridad o crear tu tarta de pañales con productos BIO y al mejor precio. Recordad que aunque no vayan invitados o el número esté restringido de asistencia a las bodas, bautizos y comuniones, siempre les podéis enviar o dar algunos prácticos detalles de boda, bautizo y comunión. Cuidaros mucho y nos leemos en la próxima!

Si te ha gustado compártelo
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *